Diarrea en verano, problema frecuente

Los perros son bastantes sensibles a los cambios de alimentación y al calor. Cuando esta mezcla se produce, surgen problemas como las diarreas. Problema que no hay que dejar de lado ya que puede desembocar en problemas mayores.

 

¿Por qué es más común en verano?

El calor afecta de manera negativa a los animales. Para contrarrestar esa sensación de calor los perros beben más agua, muchas veces de sitios que no son los adecuados. A ello se le añade el desajuste horario que solemos tener en verano con las comidas. Se suele pasar más tiempo fuera de casa y alguna que otra vez le damos sobras, lo que también influye. Vómitos, molestias, diarreas, falta de apetito, dolor abdominal e incluso estreñimiento son algunos de los síntomas más evidentes. Siempre que algo de esto ocurra debemos acudir al veterinario para que evalúe al animal y sugiera cuál es el mejor tratamiento a seguir.

perro bebiendo agua 62846 301

 

¿Cómo evitar que mi perro tenga estos problemas?

Si la causa de que se produzca está relacionada con la alimentación y el exceso de calor, serán estos los dos aspectos a los que tendremos que prestar mayor atención.

Por lo que respecta a la alimentación, tendremos que someter al perro a una dieta blanda para que su estómago recupere su ritmo normal. Habrá que alimentarlo con ingredientes adecuados, bajos en grasa y ricos en proteínas (como arroz, pollo o pescado cocido), para tratar la diarrea. Como debido a este problema, perderá mucho líquido, hay que tener cuidado de que el animal no se deshidrate. Por ello, siempre debe haber en su cuenco agua fresca para que beba; incluso es conveniente que vigilemos que bebe de vez en cuando para que, a causa del calor, no se le complique la gastroenteritis. Algunos especialistas aconsejan incluso ofrecerle agua de arroz para frenar las continuas evacuaciones de heces líquidas del animal.

Por supuesto, tendremos que eliminar el mal hábito de darle sobras de nuestras comidas. Hay diferentes tipos de piensos que cubren todas las necesidades que nuestro perro tiene a la hora de alimentarse. Se le puede alternar con comida cocinada pero siempre habiéndolo comentado antes con nuestro veterinario.

En cuanto al exceso de calor, las altas temperaturas veraniegas invitan a que permanezcamos durante más tiempo en sitios cerrados provistos de aire acondicionado o con un sistema de ventilación que mantenga el ambiente fresco. De este modo, si el animal está enfermo, nada de salir con él cuando el calor aprieta.

Si con estos cuidados el perro no mejora, lo llevaremos nuevamente al veterinario para que examine si se producido alguna complicación o si la causa de la diarrea es otra.

BLOW the whimsical and artistic photo series from scruffy dog photography that explores the fun interactions of dogs with fans 5889abcf695f8 880

Esperamos haberos resuelto algunas dudas sobre la diarrea canina. Recordad que, como siempre, estamos encantados en resolveros cualquier duda que tengáis.

Visto 336 veces

Artículos relacionados (por etiqueta)